fbpx

¿Necesitas acompañamiento individual?

Intercambio Compasivo

Se te ha puesto la vida cuesta arriba?

Puede que se te haya muerto un ser cercano hace pocoque hayas sufrido una separaciónque estés emprendiendo un proyecto o que simplemente no sepas por dónde tirar en este momento.

En cualquier caso, estás en ese punto en que sientes que necesitas ayuda externa. A lo mejor no necesitas tanto una «terapia» como un acompañamientoalguien que te escuche y te ayude a encontrar tus propios recursos y riqueza para afrontar la situación de una forma lúcida y pacífica.

¿Qué es el intercambio compasivo?

El intercambio compasivo se trata de una técnica derivada de la psicología contemplativa que propicia la creación de un espacio protegido y sanador de escucha activa para explorar en compañía los conflictos desde el presente y desde la conexión con el cuerpo y las emociones. Se basa en la atención plena, la cordialidad y la compasión hacia los demás. El amigo compasivo simplemente apoya y favorece el proceso de descubrimiento, desde una posición de igual a igual.

A veces la decisión más sabia es buscar ayuda. No te descuelgues de tu corazón

Te ofrezco...

Conseguirás...

Te ofrezco

Conseguirás...

Sé de lo que hablo

¿Por qué había gente que vivía contenta y yo era tan profundamente desgraciada?

Soy Isa Cañelles y, desde que recuerdo, me hallaba en una isla de hielo. De pequeña tenía la sensación de que no tenía derecho a vivir, y procuraba pasar inadvertida. Apenas hablaba. Creo que si no sucumbí a la locura fue gracias a la literatura. Ese mundo de fantasía me salvó y siempre le he sido fiel, a través de la lectura, la escritura y la enseñanza. A lo largo de mi vida he pasado por muchas terapias, siempre preguntándome POR QUÉ.

Mis tres tablas de salvamento

Cuando encontré la meditación, descubrí que —aunque hubo circunstancias que me vinieron dadas— la infelicidad la experimentaba en mi mente, y mis condicionamientos internos influían en mi percepción de la realidad. Esto me abrió a una dimensión nueva y sanadora.

Por su parte, la escritura me permitió indagar en mis procesos sin pasarlos por el intelecto, en un ámbito vivencial que me hacía evolucionar a través de mis personajes.

Más adelante, realicé una formación en psicología contemplativa que me descubrió un montón de herramientas para relacionarme conmigo misma y los demás desde la apertura y la compasión. Además, en el entorno nutricio de esa formación grupal pude desarrollar mi sueño: unir en mi trabajo mis tres tablas de salvamento, que hasta entonces permanecían desperdigadas (la escritura, la meditación y el trabajo emocional).

Reconocer el miedo y la vergüenza

Aun así, no ha sido hasta hace pocos años cuando me he reconocido a mí misma el miedo y la vergüenza que yacían en el fondo de mi ser y cuando he podido abrir la puerta de la celda a la niña asustada y maltratada a la que había ignorado desde siempre.

Por eso SÉ DE LO QUE HABLO cuando te digo que se puede fundir el hielo interior que, en realidad, no es más que compasión congelada. Puedo ofrecer este acompañamiento desde mis propias entrañas, con el deseo más profundo de ahorrarte sufrimiento y de que puedas encontrar atajos en tu camino vital.

Esto es lo que dicen quienes lo han probado:

Esto es lo que dicen quienes lo han probado

Dónde

Cómo

Cuánto

Si deseas solicitar este acompañamiento, rellena el siguiente formulario